martes, 10 de agosto de 2010

04-AGOSTO PERCEY SHELLEY

PERCEY BYSSHE SHELLEY
Poeta, ensayista, dramaturgo, novelista


"El alimento de los poetas es amor y fama." Percey Shelley

04-08-1792

Percy Bysshe Shelley (4 de agosto de 1792 - 8 de julio de 1822) fue un poeta romántico inglés. Entre sus obras más famosas se encuentran "Ozymandias", "Oda al viento del Oeste", "A una alondra" y "La máscara de Anarquía". También es muy conocido por su asociación con otros escritores contemporáneos como John Keats y Lord Byron, así como por haber muerto, como estos últimos a una edad temprana. Casado con la autora de la novela de Frankenstein, Mary Shelley.
Percival Bisshe Shelley nació en una familia muy acaudalada de la alta burguesía de Sussex descendiente del Conde de Arundel. Hijo mayor de Sir Timothy Shelley y Elizabeth Pilfold se convirtió en heredero del segundo baronet del castillo de Goring en 1815. Su educación más temprana la recibió al estilo de las familias adineradas en su propia casa; en 1802 ingresó en la Academia de la Casa de Sión en Brentford y dos años después en el prestigioso Colegio de Eton. En 1810 entró a estudiar en el Colegio Universitario de Oxford donde permaneció a penas un año. Su primera publicación fue una novela gótica llamada "Zastrozzi" (1810), en la que ya empezaba a despuntar la cosmovisión atea que más tarde le traería problemas. Ese mismo año, junto con su hermana Elizabeth publicó una obra poética: "Poemas originales de Victor y Cazire", y poco después de ingresar en Oxford, una colección de versos (ostensiblemente burlescos, aunque realmente subversivos): "Fragmentos póstumos de Margaret Nicholson", en la que probablemente colaboró uno de sus amigos en la Universidad: Thomas Jefferson Hogg.


Poema de Percey Shelley

El Pasado.
The Past; Percy Bysshe Shelley (1792-1822)

¿Olvidarás las horas felices que enterramos
En las dulces alcobas del amor,
Hacinando sobre sus fríos cadáveres
Los ecos efímeros de una hoja y una flor?
Flores dónde la alegría cayó,
Y hojas dónde aún habita la esperanza.

¿Olvidarás a los muertos, al pasado?
Todavía no son fantasmas que puedan vengarse;
Recuerdos que hacen del corazón su tumba,
Lamentos que se deslizan sobre la penumbra,
Susurrando con horribles voces
Que la felicidad sentida se convierte en dolor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario