domingo, 6 de marzo de 2011

06-MARZO ELIZABETH BARRETT BROWNING



"¡Cuántas calvas hay cubiertas con coronas!"
Elizabeth Barrett Browning
Poetisa

06-03-1806

Elizabeth Barrett Browning (6 de marzo de 1806 – 29 de junio de 1861) era un miembro de la familia Barrett y una de las poetisas más respetadas de la era victoriana.

Elizabeth Barrett Browning (nacida Elizabeth Barrett Moulton-Barrett) nació cerca de Durham, Inglaterra en 1806. Era hija de un propietario de plantación Edward Moulton-Barrett, que adoptó el apellido "Barrett" al heredar las fincas de su abuelo en Jamaica. Fue bautizada en la iglesia de Kelloe, donde una placa la describe como una "gran poetisa, noble mujer, devota esposa". Su madre se llamaba Mary Graham-Clarke y provenía de una familia adinerada de Newcastle upon Tyne. Es una de las descendientes del rey Eduardo III de Inglaterra.
Su padre había hecho fortuna gracias a las plantaciones de azúcar en Jamaica y había adquirido una casa de campo, Hope End, cerca de Great Malvern. Demostró su talento desde la infancia; en 1820 su padre publicó privadamente cincuenta copias de un poema épico juvenil, sobre la Batalla de Maratón, teniendo Elizabeth catorce años de edad. Fue educada en casa, recibiendo lecciones del tutor de su hermano. Debe su profundo conocimiento del griego y mucho estímulo mental a su temprana amistad con el helenista ciego, Hugh Stuart Boyd, vecino suyo. Elizabeth, sin haber llegado a la madurez, ya había leído los autores latinos, Milton, Shakespeare y Dante. Su pasión por los clásicos y los metafísicos se compensaba con un fuerte espíritu religioso.
En su adolescencia, Elizabeth contrajo una enfermedad pulmonar, probablemente tuberculosis, aunque la naturaleza exacta de sus dolencias ha sido objeto de muchas especulaciones, y fue tratada como una inválida por sus padres. En 1826 publicó anónimamente Ensayo sobre la mente y otros poemas, en inglés, An Essay on Mind and Other Poems.
Poco tiempo después, la abolición de la esclavitud, causa que ella apoyaba (según su trabajo The Runaway Slave at Pilgrim's Point, 1849), redujo considerablemente los recursos del Sr. Barrett. Por ello vendió su finca y se trasladó, con su familia, primero a Sidmouth y después a Londres. En el primero de estos lugares, la señorita Barrett escribió Prometeo encadenado (Prometheus Bound, 1835), su traducción de la obra de Esquilo. Después de su mudanza a Londres recayó en su enfermedad, agravándose sus afecciones pulmonares. Sin embargo, esto no interfirió con su actividad literaria, pues contribuyó a varias revistas con "The Romaunt of Margaret", "The Romaunt of the Page", "The Poet's Vow", y otras piezas. En 1838 aparece El serafín y otros poemas (The Seraphim and Other Poems), que incluye "Cowper's Grave".
Poco tiempo después, su hermano favorito, Edward, murió ahogado en Torquay, lo que supuso un serio golpe para su frágil salud, hasta llegar a debatirse entre la vida y la muerte. Con el tiempo, sin embargo, recuperó la fuerza, y mientras tanto su fama iba creciendo. La publicación, en torno a 1841, de El lamento de los niños, en inglés "The Cry of the Children", le proporcionó gran impulso, y por aquella misma época contribuyó con algunos artículos críticos en prosa a la obra de Richard Henry Horne New Spirit of the Age. En 1844 publicó dos volúmenes de Poemas (Poems), que constaba de El drama del exilio ("The Drama of Exile"), Visión de poetas ("Vision of Poets"), y El galanteo de Lady Geraldine ("Lady Geraldine's Courtship").

En 1845 se encuentra por primera vez a su futuro esposo, Robert Browning. Su noviazgo y matrimonio, debido a la delicada salud de Elizabeth y a las objeciones de su padre, transcurrieron en circunstancias bastante peculiares y románticas. Después de un matrimonio secreto y una fuga del hogar paterno de la calle Wimpole, acompañó a su marido a la Península italiana, que se convirtió prácticamente en su casa hasta su muerte, y con cuyas aspiraciones políticas se identificaron plenamente ambos.

El matrimonio fue feliz, a pesar de que el señor Barrett nunca los perdonó. En su nueva vida, su salud mejoró. Los Browning se asentaron en Florencia, donde ella escribió Las ventanas de la casa Guidi (Casa Guidi Windows, 1851), considerada por muchos su trabajo más poderoso, inspirada por la lucha toscana por la libertad. Residieron en Piazza San Felice, en el apartamento que hoy es el museo de Casa Guidi, dedicado a su memoria. En Florencia se hizo muy amiga de las poetisas británicas Isabella Blagden y Theodosia Trollope Garrow. En 1848 nace su único hijo, Robert Wiedeman Barrett.

Su obra más conocida en España son The Sonnets from the Portuguese, normalmente traducidos como Sonetos del portugués, aunque también han aparecido publicados como Sonetos de portugués, Los sonetos del portugués, Sonetos portugueses, Los sonetos de la dama portuguesa o Sonetos de la portuguesa. De tema amoroso, relata su propia historia de amor, disfrazándola escasamente con el título. Los empezó a escribir en 1845, se los dio a leer a su esposo en 1848 y los publicó en 1850, dentro de una edición aumentada de los Poemas.

En 1860 publicó una edición completa de sus poemas con el título de Poemas antes del Congreso (Poems before Congress). Poco tiempo después su salud empeoró; fue perdiendo fuerza y murió el 29 de junio de 1861. Está enterrada en el cementerio protestante de Florencia.

ALÉJATE DE MÍ

Aléjate de mí. Mas sé que, para siempre,
he de estar en tu sombra. Ya nunca, solitaria,
irguiéndome en los mismos umbrales de mi vida
recóndita, podré gobernar los impulsos

de mi alma, ni alzar la mano como antaño,
al sol, serenamente, sin que perciba en ella
lo que intenté hasta ahora apartar: el contacto
de tu mano en la mía. Esta anchurosa tierra

con que quiso alejarnos el destino, en el mío
deja tu corazón, con latir doble. En todo
lo que hiciere o soñare estás presente, como

en el vino el sabor de las uvas. Y cuando
por mí rezo al Señor, en mis ruegos tu nombre
escucha y ve en mis ojos mezclarse nuestras lágrimas.

Versión de Màrie Manent



No hay comentarios:

Publicar un comentario